Los algoritmos en las redes sociales

Es probable que últimamente hayas notada modificaciones en tu muro de Facebook. ¿No te parece que no hay un orden lógico, o al menos cronológico, en las publicaciones que aparecen? Eso es porque Facebook ataca de nuevo con cambios en su algoritmo. Hace unos meses nos sorprendió con el Edge Rank que hizo “mucha pupa” a las páginas de empresa. Pero ahora, para contrarrestar, ha lanzado el Story Bump, que se ocupa de organizar por orden de importancia esos contenidos.

Esto implica que te encuentres en tu página de inicio publicaciones más antiguas por delante de otras más recientes y parece que está consiguiendo que algunas fan page recuperen la visibilidad pérdida con el Edge Rank, puesto que el porcentaje de historias leídas en el news feed pasa del 57 al 70%. Es la forma que tiene Facebook de ofrecer a sus usuarios resultados más acordes con sus intereses, porque no solo para Google el contenido de calidad es primordial.

algoritmo en Facebook
Fuente: www.wordtracker.com

Las redes sociales también trabajan sus propios algoritmos en aras a mejorar la navegación de sus usuarios. De hecho, junto al Story Bump, la plataforma de Zuckerberg ha puesto en marcha el Last Actor, que tiene en cuenta las 50 últimas interacciones efectuadas por un usuario. Esto significa que funciona casi a tiempo real y recalcula continuamente las publicaciones que debe mostrar en función de los like del usuario, los comentarios que haga y el contenido que comparta.

También Twitter trabaja por ofrecer con sus 140 caracteres los mejores resultados a los tuiteros. Y si no trabajan ellos ya se encargan los científicos, como Ly y Cardie, dos investigadores estadounidenses que recientemente han creado un algoritmo capaz de crear un historial del usuario a partir de su perfil y sus tuits. Se trata de encontrar todos los tweets que obtienen más menciones, retweets y respuestas y elaborar una cronología de ellos.

Hasta Pinterest cuyo CEO, Ben Silbermann, rehuía de los algoritmos, creó un filtro hace ya un año para acabar con las prácticas de spam, y Youtube recientemente también cambió su algoritmo para posicionar mejor los canales con más suscriptores y mayor tiempo de reproducción, en lugar de primar los vídeos virales.

Cambios que seguirán cambiando, valga la redundancia, así que pronto este post perderá actualidad. ¿Con qué algoritmos nos sorprenderán dentro de poco los social media?