¿Están matando al Longtail?

El Long Tail son las palabras clave menos frecuentes en un estudio SEO, pero que todas juntas pueden suponer un volumen mucho mayor de búsquedas que las keywords más habituales.

Pero, ¿qué está pasando con la “cola larga” o la “larga cola”? El Señor Muñoz tiene su opinión al respecto y la compartió con todos nosotros en el Congreso Web de Zaragoza celebrado este mes.

Google está matando al longtail. ¿Por qué? “Evidentemente”, para hacérnoslo más cómodo. Pero realmente, lo que está haciendo es acotar los términos relevantes para poderlos monetizar mejor. Nos puso el siguiente ejemplo: si buscamos “Pisos en Málaga” y queremos hacer una campaña con esa keyword tendríamos que pagar más que si nuestra palabra clave fuera “Pisos en Málaga en frente de la playa”. Las palabras clave más amplias son muy difíciles de vigilar desde Google, por lo que están dejando de tener control sobre ellas.

Long tail

¿Cómo lo está matando?

El “quiso decir” que nos propone Google no es casualidad, es una manera de acotar las búsquedas. Así que si ponemos una keyword del Long Tail, nos va a sugerir otra palabra.

Not provided. Característica aplicada a las búsquedas dentro de Analytics, pero no sabemos con qué palabra han entrado los usuarios. Lo disfrazan de privacidad, pero si pagamos, si hacemos una campaña SEM, sabemos con qué palabras clave están entrando los usuarios. Así que tampoco nos da datos sobre el Long Tail.

Scrapers. Son páginas web que te roban el contenido, lo colocan y posicionan delante del contenido original.

Google Advisor. Muestra anuncios de PPC por delante del resultado orgánico.

Después de todos estos sucesos que se están dando y que Google está tolerando, solamente nos queda una máxima: hacer bien las cosas. Por lo que tenemos que volcarnos en que nuestro contenido sea bueno, sea de calidad, ya que Google seguirá haciendo lo que quiera siempre que le beneficie. ¿No te parece?